• Septiembre
    EL GOBIERNO MUNICIPAL DEL PNV DA LA APROBACION PROVISIONAL AL PGOU Y LA ESPALDA A LEZAMA
    Ni las decenas de alegaciones de los y las lezamarras , ni el informe de Medio Ambiente de Diputación indicando la obligatoriedad de bastantes correcciones para justificar el paso de tierras rurales a industriales sin presentar proyecto alguno. Ni los criterios de la Agencia Ura que impiden edificar en zona inundable, ni las indicaciones del Gobierno Vasco para proteger edificios o entornos naturales …. Nada ha servido para que los y las concejales del PNV con la alcaldesa a la cabeza hayan cambiado la postura que tuvieron en la Aprobación Inicial y , muchos años antes, en las Normas Subsidiarias que fueron anuladas por los Tribunales.
    Han dado la espalda , una vez más, a los intereses generales de Lezama y han aprobado un PGOU que no se entiende , a no ser desde el interés que algunos particulares puedan tener. ¿Cómo después de que el ayuntamiento haya perdido más de 500.000 euros intentando desarrollar la zona ya calificada industrial de Kurutze , de 200.000m2, sin conseguirlo y sin expectativas favorables , se puede plantear calificar otros 600.000m2 y además a costa de tierras de gran valor agropecuario y obligando a demoler decenas de viviendas? Es incomprensible y dudamos que cientos de lezamarras del PNV estén de acuerdo con lo que ha hecho las personas de su partido que gobiernan en el Ayuntamiento.
    La misma sinrazón que en ese ansia desmesurada por hacer nuevas viviendas , hasta más de 500, algunas de ellas en zonas inundables y en las que la Ley no permite sino el emplazamiento de parques, como es el caso de Txupetxa. En este caso caso ya sabemos que hay razones , eso sí , no tienen nada que ver con los intereses de la generalidad de vecinos y vecinas sino de personas muy concretas.
    Y quieren poner fuera de ordenación algunos de los escasísimos edificios con un minimo de personalidad en el centro urbano como Txupetxa o Aretxalde 54 , y , con la otra mano solicitan posibilitar la construcción de otros tres chalets en zona urbana, algo que no está permitido en la actualidad.
    En definitiva otra actuación urbanística calamitosa de este gobierno municipal en contra de la práctica mitad de los concejales y estamos seguros que de la mayoría del pueblo. Este PGOU es una copia, ¡6 años más tarde y en plena crisis!, de aquellas impresentables NNSS que fueron anuladas legalmente.
    Vamos a seguir trabajando con los vecinos y vecinas para que este PGOU corra la misma suerte.
    Lezama Bizirk